banner

Valserrano Crianza 2008 Rioja - Bodegas de la Marquesa


Opinión de cata de Valserrano Crianza 2008. Rioja. Bodegas de la Marquesa


El origen de esta bodega tiene lugar a mediados del Siglo XIX, cuando el "Marqués de la Solana", que era propietario de una buena extensión de viñedos en Villabuena (Alava), decide comercializar sus vinos bajo esa misma marca. 
"Marqués de la Solana", ya en esa época empieza a recibir importantes galardones. 
Medalla de plata en la Exposición de Logroño de 1898.
Medalla de Oro en la Expo de Barcelona de 1929, etc.
Actualmente, la bodega ha cambiado de nombre a "Bodegas de la Marquesa", pero no su filosofía de hacer buenos vinos, y ya es la quinta generación del fundador, la que trabaja actualmente en ella.

Procesan anualmente cerca de 400.000 kg de uva, procedentes de las 65 hectáreas de viñedos propios en la zona de Villabuena, alrededor y próximas a la bodega.
La edad media del viñedo supera los 25 años.
Las variedades cultivadas son las siguientes:
Tempranillo. Constituye el 80% de los viñedos, en esta zona de Rioja Alavesa alcanza su máximo esplendor. Es la base de todo buen vino de rioja.
También se cultivan pequeñas cantidades de Mazuelo, Garnacha, Graciano y Viura
Con ellas, se hacen pequeñas mezclas o "coupages", que distinguen y dan un carácter diferencial a estos vinos.
El parque de barricas que posee la bodega es de 2500 unidades, 50% de roble francés y 50% de roble americano.
Una característica de esta bodega son sus calados subterráneos centenarios, excavados en la roca hasta una profundidad de 10 metros y donde se mantiene de forma natural las condiciones de temperatura y humedad durante todo el año.
El vino que hoy nos ocupa, Valserrano Crianza 2008, pertenece a una añada que fue calificada por la Denominación de Origen Rioja como muy buena (MB).
Está elaborado con dos variedades de uva, Tempranillo (90%) y Mazuelo (10%).
La crianza es de 18 meses en barricas de roble francés y americano.
Su precio ronda los 9-10 euros por botella y su relación calidad-precio es buena.
El grado alcohólico es del 13.5% y su temperatura adecuada de servicio entre los 16ºC y 18ºC.
En boca, este Valserrano Crianza, es un vino aromático, donde se nota la presencia de madera, debido a su larga crianza y de fruta muy madura.
Fresco, muy bien estructurado, su inicio es intenso, con un paso por boca típico de rioja y con aromas a tostado. Su final es persistente y quizás ligeramente ácido. 
En nuestra cata, lo acompañamos con unas tapas y unos ibéricos.
Cumplió correctamente, su larga crianza le aporta elegancia y estabilidad. 
En este rango de precios, estamos ante un buen vino que constituye una buena opción, distinta y alejada  de las marcas más habituales. Recomendable al menos probarlo...

Puntuación de cata de Valserrano Crianza 2008  Puntos 82

Salud