banner

Viña Sastre Crianza 2009 Ribera del Duero



Opinión de cata de Viña Sastre Crianza 2009


Bodegas Hermanos Sastre es conocida popularmente como Viña Sastre.
Sus orígenes parten de los años 50 cuando D. Severiano Sastre elaboraba los primeros vinos en las bodegas subterráneas de La Horra.
Su hijo Rafael continuó con la tradición familiar y la actual bodega surge en 1992 de la mano de Rafael y sus dos hijos Jesús y Pedro.
Tan solo Jesús sobrevive actualmente y es quién lleva adelante el sueño familiar.

Desde un principio se renuncia a los abonos minerales, herbicidas, pesticidas así como otros productos químicos inorgánicos.
Viña Sastre es por tanto un vino ecológico.
La bodega está ubicada en la localidad burgalesa de La Horra, totalmente rodeada de viñedos.
Viña Sastre Crianza, es un vino elaborado con la variedad de uva tempranillo 100%.
La edad de las cepas oscila entre los 20 y los 60 años.
Tras el cultivo de la vid de manera artesana sin ningún tipo de aditivos y de manera ecológica, el vino se envejece dándole una crianza de catorce meses en barricas nuevas de roble francés y americano.
Su grado alcohólico es del 14,5% y su temperatura de servicio sobre los 16ºC.
Su precio ronda entre los 13 y los 15 euros por botella y su relación calidad precio es buena.
El consejo regulador Ribera del Duero calificó esta añada de 2009 como excelente (E).
En esta noche que catamos Viña Sastre, degustamos una mágnum acompañada de unos entrantes y de una carne.
Su maridaje con carnes, quesos y guisos es muy buena.
El vino, que ya era conocido para varios de nosotros, levantó gran expectación debido a que era muy apreciado por alguno de los comensales.
Tantos buenos augurios, quizá hicieron mella en mi opinión al esperame un vino excepcional, pero lo cierto, es que esta cata me dejó un poco indiferente, se trata de un buen vino, pero no es un caldo excepcional.
Partimos de que está hecho con calidad, y de una denominación de origen que particularmente me gusta. Dentro de esto, su rango de precios ya lo coloca en la gama media, pero lo cierto es que esperaba algo más...
Su paso por boca parte de un inicio intenso, muy potente, quizás ligeramente ácido.
Su sabor persiste a lo largo del trago y su final es fuerte y consistente, demasiado tal vez para un vino de esta categoría, yo lo esperaba con un final más delicado.
La crianza y los aromas a madera son correctos, al igual que su sabor a uva madura de la Ribera del Duero.
En resumen, un buen vino recomendado para regar cualquier comida o cena.
La pega y la impresión, es que pudo haber dado algo más de si, de tener un final más delicado y no tan áspero.

Puntuación de cata Viña Sastre Crianza 2009 83 puntos

Salud